El riesgo de tener fábricas fuera de regulaciones

No existen los oficios o profesiones peligrosas, sino que tienen altos riesgos involucrados en ella y se debe tener un mayor cuidado al ejecutarlas. El peligro es cuando un evento ya ocurrió pero el riesgo es el evento latente que está a punto de ocurrir y solo le falta es la probabilidad de que este ocurra.

Entre estos oficios tan riesgoso, no peligrosos; se puede citar las personas que trabajan realizando juegos pirotécnicos, o sencillamente fuegos artificiales.

Cuando estos son manipulados por personas con experiencia y bajo las normas de seguridad correspondiente, sencillamente el riesgo de que un evento no deseado ocurra se minimiza, pero siempre existirá la posibilidad de que algo ocurra; ahora cuando este tipo de materiales peligrosos son manipulados por personas sin la adecuada experiencia y bajo condiciones de seguridad no controladas, pues la probabilidad de que un evento ocurra es mucho mayor.

Quizás haya visto en algún momento en las noticias, sobre todo en la época cercana a navidad, que hay accidente en fábrica de juegos pirotécnicos clandestina; simplemente casas de uso familiar que las adaptan para crear unas pequeñas fábricas de fuegos artificiales sin ningún tipo de permiso para hacerlo.

Es por ello que existen las licencias, los permisos y las normas; además de regular el uso y funcionamiento de ciertas actividades, protege a los individuos que las realizan.

Han sido escritas y redactadas pensando en la seguridad primordialmente y en base a experiencias previas y lecciones aprendidas.

El conocimiento puede transmitirse de muchas maneras,  y una de esas maneras es mediante los libros, pues las normas no son más que libros que comprenden una gran cantidad de conocimiento adquirido mediante experiencias previas y se han plasmado en un sitio para referencia de todos los que realicen algún tipo de actividad; así su oficio o negocio sea de zapatos online o perfumes originales baratos, deberá existir alguna norma o permiso que regule dicha actividad comercial.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *